Que sería de un vaso con pepino picado, un plato de fruta para botanear o hasta un elote en la noche sin ese sabor picosito que nos encanta a los mexicanos. Lo más seguro es que lo primero que se nos vino a la mente cuando escuchamos la palabra “picosito” fue pensar en la salsa en polvo Tajín. A más de 37 años de que naciera la marca Tajín, ahora es reconocida mundialmente fabricando diferentes presentaciones de su famosa salsa en polvo y con una amplia variedad de productos.

El pasado 16 de marzo se reunió la primera generación del programa Insight Circles de Coparmex Jalisco en la planta de Tajín en Tala, Jalisco donde se encuentra su Centro de Investigación y Campo Experimental (CICE) para que nos platicaran su historia, actividades y procesos en la planta. Pudimos observar y entender diferentes aplicaciones de innovación a sus productos, forma de operar, estrategias de mercadotecnia y mejoras en el área de recursos humanos que han hecho.

Tajín Centro de Investigación y Campo Experimental (CICE)

Muchas veces pensamos que para innovar en nuestra empresa hay que crear un producto desde cero que sea diferente o nuevo a comparación de lo que ya estamos manejando. Tajín nos enseñó que algunas veces lo que se tiene que buscar es un socio comercial que su producto sea compatible con el tuyo para poder aumentar ventas. Aliarse con una empresa americana que comercializa botanas como cacahuates o fruta deshidratada y agregarles el sabor característico de Tajín fue lo hizo que la marca se desenvolviera mejor en un mercado estadounidense. Después de analizar el comportamiento del mercado estadounidense, la mejor opción para vencer barreras de entrada, como las de la confianza, fue agregar el característico chile en polvo a productos que el mercado ya conocía y así poder presentar el sabor picosito para futuramente aumentar la variedad de productos que contienen la salsa en polvo Tajín y que otro mercado conociera el producto como lo saboreamos en México.

No solo se pueden hacer alianzas con marcas o productos ya conocidos, sino que también se puede hacer equipo con otros alimentos, así es como lo hace Tajín siendo el mejor socio estratégico del área de frutas y verduras en los supermercados. Diferentes estudios revelaron que, con el simple hecho de poner un exhibidor de botellas de la salsa en polvo Tajín a un costado del área de frutas y verduras no solo aumentaban las ventas de Tajín, pero también se incrementó la venta de frutas y verduras. Además de las ventas, los supermercados se beneficiaron ya que se redujo la cantidad de desperdicio que se tiene cuando las frutas y verduras pasan su tiempo de venta en el anaquel.

Tajín es una empresa de personas. Comúnmente las empresas se concentran en mejorar las ventas de productos, reducir costos o aumentar la capacidad de producción, pero se olvidan de un elemento muy importante que son las personas. Crear programas que beneficien a los colaboradores es un área de innovación que puede revolucionar como funciona nuestra empresa y es así como Tajín nos compartió algunos de sus programas. Uno de los programas es el de reconocimiento entre colaboradores en el que un compañero entrega una tarjeta personalizada a otro reconociéndole una actitud que tuvo durante el mes. Posteriormente se elige a 10 de los colaboradores que obtuvieron este reconocimiento y se tiene una convivencia con los directores para agradecer la buena actitud que desempeñan en su trabajo. El día de Vive Tajín en Familia es un evento anual en el que se invita a las familias de los colaboradores a realizar actividades de recreación y al mismo tiempo a conocerse y convivir. Otro de los proyectos muy apreciados por los colaboradores es el de Vida Crecer para Ser en el que se reconoce a los hijos de los colaboradores que tienen un promedio de 9 a 10 al final del curso escolar. Estos proyectos junto con conferencias magistrales para los colaboradores, apoyo psicológico y otras atenciones que se tienen a lo colaboradores es un claro ejemplo de cómo innovando en la forma de vivir dentro de la empresa mejora el ambiente de trabajo y sustenta el por qué Tajín es una empresa de personas.

Durante la visita a la planta de Tajín se notó claramente un ADN innovador en el que continuamente se desarrollan nuevas ideas de productos, se analizan los procesos de producción y se preocupa por la gente que trabaja en la empresa. Las alianzas estratégicas son un tipo de innovación que muchas veces dejamos a un lado al olvidar que hay productos que son excelentes aliados nuestros; así como lo vimos con Tajín al unir fuerzas con otras marcas ya conocidas; o inclusive en un área de alimentos que se complementan perfectamente. Tener una real atención a las personas que trabajan en conjunto en la empresa y crear programas o eventos que hagan que el ambiente laboral sea sano y amable es un área de innovación que muchas veces olvidamos pero que es realmente importante para que la empresa siga mejorando. El día que se vivió en la planta de Tajín le dejo a la comunidad de Insight Circles muchas ideas de cómo aplicar la innovación dentro de sus empresas. Agradecemos a Tajín por haber abierto sus puertas a Coparmex Jalisco ya que pudimos ver y experimentar lo que se vive dentro de una exitosa empresa tapatía.

Share:

Gerente de Operaciones en Comercializadora Sax de México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.